nieve

domingo, 7 de agosto de 2011

.CAPITULO 2.

Sí, era ella, indudablemente, era la joven de mirada perdida y precioso rostro, pero por alguna razón, no la agradaba nada estar en esa clase, tal vez porque estaba Diego, el joven que tanto le molestó que la interrumpiese. Esther le susurró algo al profesor, tan sumamente bajo que no se podía oír, a lo que este la dijo:
- Lo siento, las clases ya están asignadas.
Y automáticamente la cara de ella cambió de una expresión agradable a algo bastante desagradable. Llegó la campana del fin de las clases y Diego con toda su buena fe, se acercó a Esther para conocerse y poder llevarse mejor que en esa vez.
- Hola Esther, yo soy...
-¡Me da igual quien seas, pero procura meterte en tus asuntos!
<<¿Por qué me odia tanto?¿Será por lo del otro día>> - pensó Diego.
Esther se levantó y se fue de camino a su casa cuando tubo la sensación de que alguien la seguía, y en efecto alguien la seguía. Lo que Diego no sabía era que Esther no era como las demás, más que nada porque sabía artes marciales, y casi sin darse cuenta Esther le dio una patada baja que le tumbó de lleno.
- ¡AAAY! ¿Pero que haces?
- Eso te enseñará a meterte en tus problemas y a no atacar cuando quieras.
- Pero que dices de atacar, solo quería acompañarte a casa - gritó Diego.
- ¿Qué?¿No me ibas a atacar?- dijo Esther confundida- Bueno da igual, pero no te acerques a mi.
- Pero..¿Por qué piensas eso?¿Quien te crees una ninja o qué?
- ¡Como lo sabes! ¿Quién te lo ha dicho?
- ¡Ey! Tranquila era una broma, que poco sentido del humor tienes, ja,ja
- Y lo mío también, ja,ja,ja,ja - intentó disimular de forma estúpida
- Vaya es la primera vez en mucho tiempo que te portas bien conmigo
- Puede pero no te acostumbres, yo no soy como las demás - con esto puso punto y final a la conversación - Me voy adiós.
- Espera, ¿no seguirás enfadada conmigo?
- Puede, o puede que no - y guiñando un ojo se marchó.
En ese momento Diego pensó que tal vez, solo tal vez, podría empezar a sentir algo por ella, por esa chica diferente a las demás.
CONTINUARÁ...

No hay comentarios:

Publicar un comentario